Importancia y proceso de las torres lavadoras de biodísel

Importancia y proceso de las torres lavadoras de biodísel

Los biocombustibles son una alternativa que cada vez se vuelve más importante al uso del petróleo y la contaminación que de éste se deriva. El biodísel es un combustible que se elabora a partir de grasas animales o aceites vegetales y puede ser utilizado exactamente igual que el diésel de petróleo.

La importancia del biodísel radica en que las materias primas que se necesitan para su fabricación son renovables y además completamente naturales. En este mismo sentido este biocombustible se degrada en mucho menor tiempo que el que proviene del petróleo: aproximadamente 4 veces más rápido.

Eso sin mencionar que implica una reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero que derivan en el cambio climático y el calentamiento global. 

Ahora bien, para que el biodísel sea utilizado necesita cierto grado de purificación para cumplir con las normas. Algunas de las impurezas que se encuentran en este fluido antes de ser tratado son glicéridos, jabones, metales, metano, agua del catalizador o bien glicerina libre.

Es importante mencionar que específicamente el metano debe estar por debajo del 0.2% (porcentaje peso a peso). 

¿Cómo se purifica el biodísel?

Existen dos procesos para llevar a cabo tan importante proceso de purificación y que el motor no tenga una reducción de su vida útil: lavado húmedo o en seco. El lavado húmedo utiliza agua para eliminar las impurezas y contaminantes además de los químicos sobrantes.

Sin embargo, el lavado en seco reduce costos y tiempos de producción por lo que es una opción un poco más viable. En lugar de agua se utiliza una resina de intercambio iónico, polvo de silicato de magnesio, bentonita o gel de sílice para neutralizar los contaminantes. 

Este método es principalmente utilizado en plantas industriales.

¿Qué pasa con los gases residuales de este proceso? 

Justo para eliminar las sustancias nocivas que se separaron del biodísel en el proceso de lavado y se esparzan al ambiente se necesita de una torre de lavado de gases.

El funcionamiento es sencillo: el gas entra por abajo y asciende naturalmente por la torre que tiene un relleno de plástico. Por la parte de arriba se aplica una solución limpiadora que baja por el relleno y elimina los contaminantes del gas que quedan diluidos en la solución.

Manos a la obra 

En GC Tratamiento contamos con especialistas para diseñar, fabricar y suministrar un sistema de tratamiento de biodísel. Recientemente propusimos un proyecto formado por una torre de intercambio iónico de 10” (pulgadas) de diámetro, fabricada en acero inoxidable 304 para tratar máximo 25 galones por hora.

En el proyecto consideramos las siguientes especificaciones:

  1. Un recipiente donde estará el biodísel crudo.
  2. El sistema inicia con una bomba dosificadora o neumática de diafragma que tomará el biodísel crudo del tanque y lo inyectará a la parte superior de la columna de intercambio iónico. Esta bomba de transferencia está seleccionada para operar a una capacidad de 25 galones por hora (0.42 gpm).
  3. El sistema contará con válvulas de bloqueo para la regulación de flujos y bloqueo del sistema.
  4. La bomba inyectará el biodísel crudo a la torre de intercambio iónico.
  5. Las interconexiones de la bomba dosificadora de transferencia hacia la columna de intercambio iónico serán a través de manguera.
  6. El sistema contará con dos filtros pulidores para retención de sólidos suspendidos, uno a la entrada del sistema y otro a la salida del sistema. La capacidad de filtración de estos filtros es de 10 micrones, a través de filtros desechables.
  7. La entrada y salida de biodísel de la torre de intercambio iónico será a través de conexiones de PVC c.80, mismas donde estarán instalados los filtros pulidores.
  8. La torre de intercambio iónico estará formada por un tanque de 10” x 60”, fabricado en acero inoxidable 304.
  9. La capacidad de tratamiento será de un caudal máximo: 25 galones por hora, diseñado para flujos de 250 galones cada 10 horas, pensando en tratar lotes de 100 a 300 galones.
  10. La resina contenida en el tanque está calculada para una vida útil de hasta 7,000 galones previo a que requiera retrolavados y regeneraciones.
  11. La torre de intercambio contará con un soporte inferior para contener y soportar de manera correcta la resina.
  12. Para este sistema no se considera ningún sistema de retrolavado ni regeneración.
  13. La resina considerada para la torre de intercambio iónico contenida dentro del tanque descrito son 50 libras de la resina marca Purolite, modelo PD206. Su aplicación principal es:
    • Purificación de biodísel
    • Eliminación de glicerina del biodísel
    • Pulido catiónico del biodísel
  14. La salida del proceso será por la parte inferior del tanque, por gravedad. El sistema termina entregando la resina en una manguera en la parte inferior del tanque.
  15. Este proyecto considera el envío del sistema a sitio.

Para lograr todo lo anterior el sistema operará de forma manual, con encendido y apagado de la bomba dosificadora que alimenta el sistema de manera manual. lo mismo sucede con la regulación del flujo (carrera) de la bomba dosificadora.

Como este proyecto en CG Tratamiento trabajamos tomando en consideración las necesidades y requerimientos del cliente para dar soluciones únicas y con el respaldo de años de experiencia.

Envíenos un mensaje en este enlace y en breve uno de nuestros asesores se comunicará con usted para saber más sobre sus necesidades.

Deja un comentario