phone-icon
Razones por las que es urgente el tratamiento para aguas agrícolas

Razones por las que es urgente el tratamiento para aguas agrícolas

La agricultura es uno de los sectores que más utiliza agua para todos los procesos de producción. En consecuencia, desecha grandes cantidades de líquido residual, esto se denomina aguas agrícolas. 

En ocasiones, las aguas agrícolas residuales son desechadas directamente en ríos y cuerpos de agua naturales. Y es debido a esto que se producen daños irreversibles al medio ambiente.

Contaminantes que se encuentran en las aguas agrícolas

Por ejemplo, para la cría de animales se requieren químicos limpiadores potencialmente dañinos. En el caso de las actividades agrícolas, se emplean agroquímicos para mejorar la producción.

De igual forma podemos encontrar fertilizantes, con sustancias químicas o sintéticas, plaguicidas para prevenir control o acabar con las plagas que afectan a los cultivos; insecticidas; fungicidas; sustancias protectoras como conservadores; raticidas, etc.

Es importante mencionar que gran parte del agua que se utilizan en las granjas, con fines agrícolas, proviene de ríos y arroyos, extraída a través de pozos o por extracción superficial. Lo más grave es que toda esta agua tiene que ser dulce, agua dulce que en muchas zonas del planeta es muy escasa. 

De acuerdo con los cálculos de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) más o menos el 70% del consumo mundial de agua dulce se concentra solo para el sector agrícola. 

Lo preocupante, es que se proyecta que para 2050 las necesidades de agua para la agricultura, a nivel mundial, podrían haber aumentado en un 50% derivado del hecho de tener que producir alimentos para una población cada vez mayor.

Tipos de tratamiento para las aguas agrícolas 

Toda el agua con fines agrícolas tiene que ser desinfectada. Si esto se aplica de manera generalizada, mejorará la calidad de los cultivos, las plantas y protegería al ganado de enfermedades. 

Por ejemplo, si se utiliza un equipo de riego y no se le da mantenimiento, podrían esparcirse esporas de moho a todo el cultivo y que se eche a perder. 

Ahora, una vez que el agua se utilizó, antes de desecharse deben pasar por un tratamiento muy complicado. Lo anterior,  debido a que la mayoría de los componentes son compuestos suspendidos que tienen que pasar por un tratamiento de tipo químico. 

Aunque, también se requieren tratamientos biológicos y físicos para el procesamiento de aguas agrícolas. En su mayoría deben aplicarse los tratamientos químicos para asegurar la eliminación de los contaminantes derivados de la agricultura y la ganadería. Por ejemplo, los métodos más usados son la cloración, tratamientos con carbón activado, utilización de luz ultravioleta, etc. 

Soluciones para el tratamiento de aguas agrícolas

En GC Tratamiento contamos con la experiencia necesaria para trabajar con proyectos para el tratamiento de aguas residuales mediante procesos biológicos o de tratamiento físico-químicos. 

Una vez que las aguas agrícolas ya recibieron tratamiento, pueden ser reutilizadas nuevamente para procesos agrícolas o con otros fines. Por ejemplo, para el riego de áreas verdes, limpieza de instalaciones, de equipos, etc. 

Recuerda que en GC Tratamiento nos mantenemos actualizados y respondemos a los parámetros de las regulaciones para el tratamiento de agua. Estamos disponibles para ofrecerte proyectos llave en mano de la mejor calidad. 

Invertir en el tratamiento de aguas agrícolas, industriales o urbanas, es lo que nos permitirá ofrecer un futuro para las siguientes generaciones. Y mantener el desarrollo de procesos corporativos o residenciales.

Por ello, te compartimos múltiples formas para comunicarte en caso de tener el interés de cotizar nuestrso servicios. Nuestros asesores te ofrecerán información acerca del tratamiento de aguas residuales, solo tienes que dejarnos tus datos en la zona de contacto de nuestro sitio web y responderemos lo más pronto posible.